viernes, 18 de julio de 2008

Los 20 signos de que estás muy loco

Foto: Inés d'Orey

Acabo de leer que un blogger de El Comercio cita al "doctor Hare" quien tiene esta lista para describir a un psicópata. El blog de David Hidalgo me pareció interesantísimo, y aunque no quiero comerme el hígado de nadie, me preocupó...
¿Cuántos puntos haces?

1. Locuacidad / Encanto superficial.
2. Egocentrismo / Sensación grandiosa de la autovalía.
3. Necesidad de estimulación / Tendencia al aburrimiento.
4. Mentira patológica.
5. Dirección / Manipulación.
6. Falta de remordimiento y culpabilidad.
7. Escasa profundidad de los afectos.
8. Insensibilidad / Falta de empatía.
9. Estilo de vida parásito.
10. Falta de control conductual.
11. Conducta sexual promiscua.
12. Problemas de conducta precoces.
13. Falta de metas realistas a largo plazo.
14. Impulsividad.
15. Irresponsabilidad.
16. Incapacidad para aceptar la responsabilidad de las propias acciones.
17. Varias relaciones maritales breves.
18. Delincuencia juvenil.
19. Revocación de la libertad condicional.
20. Versatilidad criminal.

Creo que hago casi las 20. Brrr. ¡No se lo diré a nadie!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

te falta la ultima. y zas!

Andrea dijo...

ups!, estoy loca!

Anónimo dijo...

Hola, César
Me gustó tu blog. No sabía dónde colocar este comentario, porque no es para la entrada, sino para tu frase del encabezamiento del blog, donde dices: "De repente un día te das cuenta de que todo te gusta y no alcanza una vida para cumplir tantos sueños". Eso es frustranete. A mí me pasaba lo mismo, pero ya no. Ahora pienso que la vida sí podría alcanzarnos si le agarráramos el truco y averiguáramos eso de la vida eterna. Lamentablemente, creo que no prestamos atencion cuando la oportunidad toca nuestra puerta. Ese es el problema por el que la vida no nos alcanza nunca, porque no prestamos atención cuando la oportunidad nos llama a la puerta. Pero cuando rompemos esa barrera y nos damos cuenta de que es posible alcanzar TODOS nuestros sueños, el temor a la muerte se disipa, porque la muerte ya no es una barrera. Simplemente, no existe, la vida continúa para siempre. No es que no se pueda, es que no queremos escuchar cuando llama a la puerta el que tiene la llave de la oportunidad. Como dijiste: Cada loco con su tema.
Gracias por tu blog. Por favor, no dejes de escribir.